miércoles, 15 de junio de 2011

A fuego lento


A fuego lento tu mirada
a fuego lento tu, nada
vamos tramando esta locura
con la fuerza de los vientos 
y el calor de la ternura. 

Sigue el camino del cortejo
a fuego lento, a fuego viejo
sigo avivando nuestra llama
con todo lo que te quiero 
y lo mucho que me amas. 

A fuego lento me haces agua
contigo tengo el alma enamorada
me llenas, me vacías, me desarmas
¡ay!, ¡ay! amor cuando me amas. 

A fuego lento revoltosas
caricias que parecen mariposas
se cuelan por debajo de la ropa
y van dejando el sentimiento
amor forjado a fuego lento. 

A fuego lento mi cintura
a fuego lento y con lisura
vamos tramando este alboroto
con la danza de los mares y el sabor del poco a poco. 

Sigo el camino del cortejo
a fuego lento a fuego añejo
sigo avivando nuestra llama
tantos días como sueños
tantos sueños que no acaban.

Rosana
Publicar un comentario en la entrada